Destrozos y violencia contra la redacción del diario Tiempo Argentino

Convertido en un medio cooperativo de aparición semanal luego del vaciamiento del empresario Sergio Szpolski,

Asi quedó parte de la redacción del diario (Foto: Sipreba)
Asi quedó parte de la redacción del diario (Foto: Sipreba)

Tiempo Argentino sufrió esta madrugada una violenta irrupción de patovicas que destrozó la redacción y parte de los estudios de Radio América. Los encabezaba el empresario Mariano Martínez Rojas, presunto comprador del medio.

Los trabajadores del diario Tiempo Argentino sufrieron esta madrugada el ataque de una veintena de violentos que ingresaron a la redacción a golpe de puño y patadas contra las personas que se encontraban en el lugar. En horas de la madrugada una patota de al menos 20 hombres encabezados por el empresario Mariano Martínez Rojas ingresaron a la redacción ubicada en Amenábar 23 y destruyeron las instalaciones periodísticas, que minutos después de las 5 fueron recuperadas por las y los compañeros.

Martínez Rojas se adjudica la compra del diario Tiempo Argentino y Radio América al empresario K Sergio Szpolski. Ingresaron con la ayuda de un cerrajero al edificio donde se encuentran la redacción y el estudio. En su camino golpearon a trabajadores, entre ellos uno con discapacidad. “Salgan por las buenas o van a salir por las malas”, dijo uno de los matones.

A través de un comunicado, la Secretaría de Comunicación Pública expresó su “más enérgico repudio” al ataque a las instalaciones del diario. Y se solidarizó con los periodistas, “víctimas desde hace meses del accionar irresponsable de un grupo de empresarios”.

Luego de los forcejeos, los trabajadores de Tiempo quedaron del lado de afuera del edificio y adentro los agresores. Trascendió que entre los intrusos se encontraba el empresario Martínez Rojas, que cuando llegó la policía habría argumentado que el edificio es de su propiedad.

Con el correr de las horas, trabajadores de prensa de varios medios llegaron hasta el lugar para acompañar a los empleados de Tiempo, que esperaban en la calle una orden judicial y el accionar de la Policía para recuperar su espacio laboral. Permanecían adentro los patoteros, que cada tanto se asomaban a través de una ventana que da a Amenabar 23.   Mientras que la doctora Andrade, de la Fiscalía Contravencional N°6, dispuso que la Policía custodiara el lugar y que nadie saliera del edificio hasta primera hora de la mañana, los trabajadores decidieron pasar allí la noche a pesar de la intensa lluvia. Se esperaba una conferencia de prensa a las 9.

Se vivieron momentos de tensión cuando trabajadores y efectivos policiales ingresaron al lugar y se toparon con los violentos. Hubo golpes e insultos.

Alrededor de las 4 pareció que un grupo de la patota había comenzado a escapar por los techos, al punto que una vecina del edificio pidió a los gritos que “por favor” interviniera la Policía. Para ese momento, en la cuadra se habían acumulado más de 10 móviles policiales.

Poco antes de las 5, efectivos de la Policía, el presidente de la cooperativa, un delegado y el director del diario mantenían una negociación con los usurpadores dentro del edificio y se esperaba que pronto se retiraran del lugar, según la crónica del diario Clarín.

(Fuente: diario Clarín y sindicato de prens Sipreba)

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s